Libro Blanco Estratégico de la AEDHE para la actividad empresarial de la comarca

Tras la presentación ayer de las propuesta del sindicato Comisiones Obreras (CCOO) para la comarca, le ha tocado el turno la Asociación de Empresarios del Henares (AEDHE) que ha dado a conocer su Libro Blanco Estratégico 2019-2023, que tiene la “innovación” como uno de los ejes estratégicos para vertebrar la actividad empresarial en el Corredor del Henares.

En un acto desarrollado en la sede de la propia AEDHE, el presidente de dicha organización, Jesús Martín Sanz, ha explicado al empresariado de la zona las directrices de su propuesta que, como ha señalado, “pretende ser un plan estratégico no un programa electoral dentro de la misión de AEDHE que es la de defender y fomentar la actividad empresarial desde la plena independencia tanto de otras organizaciones como de la administración”.

En este sentido, el Libro Blanco Estratégico 2019-2023 presenta 59 propuestas específicas reunidas en torno a 326 objetivos tras un análisis -como han asegurado- en el que han colaborado tanto las administraciones públicas como entidades privadas, fijándose como objetivo una adaptación a las nuevas necesidades empresariales con recursos y decisiones “eficaces”.

Dicho estudio detecta, tal y como han subrayado, que las administraciones públicas presentan “limitaciones y la inexistencia de servicios específicos de atención a las empresas», ademas de «una política fiscal y administrativa que limita la actividad e inversiones de las empresas en el Corredor del Henares y el escaso fomento de la innovación tecnológica y comercial”.

Asimismo, entre las conclusiones recogidas en este informe se señala la necesidad de potenciar el Corredor del Henares como un ecosistema “único” en la región, siendo necesario “favorecer su liderazgo innovador hacia la digitalización, la economía circular y los nuevos desafíos productivos a los que la sociedad y las empresas se tienen que enfrentarse”.

Destaca, por último, la necesidad de la recuperación del crecimiento y desarrollo del parque de suelo para que se adapte a las nuevas demandas y modelos productivos, lo que sería -tal y como lo define la AEDHE- «un factor clave» que debería de ser impulsado desde las propias administraciones públicas locales y la autonómica, en un ‘recado’ claro a los políticos que se presentan a las elecciones del 26 de mayo.