Ida Vitale recibe el Premio Cervantes en la Universidad de Alcalá de Henares

La escritora uruguaya Ida Vitale ha protagonizado una de los días especiales del calendario de la localidad madrileña de Alcalá de Henares, que a sus 95 años y con plena lucidez intelectual, ha recibido el Premio Cervantes de Literatura en el Paraninfo de la Universidad alcalaína.

La autora de ‘La Luz de la memoria’ o ‘Procura de lo imposible’ ha destacado la importancia de ‘El Quijote’ a lo largo de su infancia y ha rendido homenaje tanto a la poesía como a la mujer, al propio Quijote y al talento de su creador, Miguel de Cervantes.

La capacidad de instalar en la realidad lo fantástico que tiene la obra cumbre de Cervantes, ha sido una de las referencias que Vitale ha destacado en la entrega del premio más importante de las letras españolas; un libro que la literata uruguaya ha reconocido ir leyendo intermitentemente tanto con voluntad determinada como sin ella.

Vitale, perseguida por la extinta dictadura uruguaya como tantos otros intelectuales de su país, recibe este premio como un reconocimiento a su lenguaje, que como ha explicado el jurado calificador es “uno de los más destacados y reconocidos de la poesía actual en español, que es al mismo tiempo intelectual y popular, universal y personal, transparente y hondo”. 

La entrega del Premio Cervantes es, además, el acto más importante que Alcalá de Henares organiza en torno al Día del Libro y a su Feria del Libro, que cuenta con un amplio abanico de actividades paralelas como pasacalles, talleres, lecturas de ‘El Quijote’ o tertulias literarias.

Para el alcalde de la localidad, Javier Rodríguez Palacios, la localidad es «cuna de Cervantes y de la lengua española, abierta al mundo y empeñada en el desarrollo sostenible, Alcalá acoge el Cervantes como una ventana abierta para mostrar lo que somos y queremos ser”, subrayando que “es la mejor representación de su historia y de su ambición de futuro como ciudad”.

De esta manera, uno de esos atractivos, según el Consistorio complutense, es la gran falla homenaje a la lectura, creada por maestros falleros valencianos y ubicada en la Plaza de la Paloma, cuya ‘plantá’ tendrá lugar el martes, 30 de abril, y que podrá visitarse hasta la fecha de su quema el 4 de mayo a las 21 horas.